Saltar al contenido

PRIMAL: Cuentos de salvajismo

Hablar del trabajo de Genndy Tartakovsky es rememorar gratos momentos de la televisión juvenil durante la década de los 90’s. Nacido en Moscú el 17 de enero de 1970, es llevado por su familia a Estados Unidos en 1977, allí sería inmortalizado su nombre por medio de su obra.

A lo largo de su vida ha desempeñado labores como animador, productor, guionista y director, teniendo entre sus trabajos títulos tan populares como “El Laboratorio de Dexter”, “Samurai Jack”, “Star Wars: Clone Wars”, “Hotel Transylvania”, entre otros; títulos que aún hoy son transmitidos en la cadena Cartoon Network.



Ahora bien, Genndy pareciera ser un cofre de oro, una fuente ilimitada de creatividad y genialidad. Publicada el 7 de octubre de 2019 con el nombre “Genndy Tartakovsky’s Primal” la obra en sí hace de lo primitivo un sinónimo de visceral, Visceral con v mayúscula. Primal se encuentra entre las últimas entregas del mencionado Tartakovsky, para la cadena Adult Siwm y promete quedar como una de las joyas de la animación de ésta época.

Su estilo de dibujo nos hace recordar el universo de “Samurai Jack”, especialmente la V y última temporada de la misma, sin embargo en Primal resalta la fluida animación y el vivo color de los entornos en los cuales nos dejamos sumergir. Algo que llama la atención es que Primal es una serie para adultos. ¿Qué quiere decir esto? ¿Qué la hace estrictamente para adultos? Violencia, una violencia visceral, cruda, sangrienta. Ni siquiera podríamos darle una especie de mérito a los diálogos ya que no hay, solo gritos, gemidos y onomatopeyas son los medios de expresión.



Debido a la ausencia de lenguaje (cosa que cambia en el episodio 10, aunque el mismo sigue siendo un lenguaje incomprendido por nosotros) es ilógico encontrar un nombre específico en la serie para sus personajes-protagonistas, no obstante los productores de la serie, en las notas de guiones y demás decidieron llamarlos “Spear” (Lanza) y “Fang” (Colmillo).

SINOPSIS DE PRIMAL

Primal se desarrolla en un ambiente prehistórico, “Spear” es un hombre de las cavernas, excepcional cazador, quien pierde a su familia entre las fauces de feroces dinosaurios. Por su parte “Fang” es una tiranosaurio quien pierde a sus crías entre las mismas mandíbulas que devorasen a los hijos y mujer de Spear. El destino los une para enfrentar a un enemigo en común y vengar a sus seres queridos.

Decir que Primal cuenta con un argumento trascendental, o que enlaza una historia crucial sería exagerar su delicada sencillez. A pesar de ello posee un argumento sólido. El objetivo de nuestros personajes es sobrevivir, ¿qué otro sentido tenía la vida en la prehistoria? Ambas bestias se enfrentan a desafíos cruentos, superando, cercenacion tras cercenacion, a los más voraces depredadores de un mundo sin misericordias.

Franquear peligros tan inminentes hace de Primal una serie que te dejara sumergido en un mar de suspenso y sangre, sangre y vísceras en las cuales nadaran las cientos de extremidades arrancadas de los vivos cuerpos por Spear y Fang.

La serie cuenta con una temporada de 10 capítulos de 22 minutos cada uno y su equipo se encuentra trabajando actualmente en una segunda entrega que esperamos sea anunciada el próximo año.


VER TAMBIÉN: OVER THE GARDEN WALL: Una oscura aventura inocente


Por: David Vivas@casspers